Guía práctica para un verano saludable

El verano es una de las mejores estaciones del año para muchas personas. El buen tiempo, los días más largos y las cálidas noches de la época estival nos animan a salirnos de la rutina y a disfrutar del buen tiempo. Pero, además, está científicamente probado que el verano tiene numerosos beneficios para la salud. Por poner un ejemplo, con el aumento de los días soleados tenemos la oportunidad de reponer nuestros niveles de vitamina D, responsable de fortalecer nuestro sistema inmune, acelerar nuestro metabolismo y mejorar nuestro estado de ánimo.

Eso sí, para poder disfrutar de un verano saludable y maximizar todos los beneficios de esta época del año es importante tomar algunas preocupaciones. Por eso, hemos preparado una guía práctica con los mejores consejos para que puedas sacarle el máximo partido. ¡Toma nota!

Sol sí, pero con moderación

Como hemos visto, el sol es una importante fuente de vitamina D, aunque no debemos olvidarnos de los rayos UV y de sus efectos nocivos para la piel. Por ello, es importante encontrar el equilibrio.

Según un estudio realizado por la Universidad Politécnica de Valencia, cuyos resultados fueron publicados en la prestigiosa revista Science of the Total Environment, exponerse al sol entre 10 y 20 minutos al día durante los meses de primavera y verano es suficiente para obtener las dosis recomendadas de vitamina D. Pero como somos conscientes de que tomar el sol es algo implícito a la temporada de playa y piscina, para reducir sus efectos nocivos te aconsejamos que evites sobreexponerte al sol, principalmente durante las horas de mayor incidencia (entre las 12h y las 16h), y que utilices siempre una protección solar con al menos SPF +30.

Si entre tanta variedad de cremas solares no sabes con cuál quedarte, no te pierdas nuestro post sobre cómo escoger el protector solar más adecuado para tu piel.

protector solar

Antes, durante y después del verano, sigue una dieta sana y equilibrada

Si te encuentras sumergido de lleno en la famosa operación bikini, deberías saber que la mejor manera de perder peso y lograr mantenerlo en el tiempo es seguir una dieta sana y equilibrada escogiendo los alimentos más saludables y practicar deporte de forma regular.

dieta equilibrada

Para empezar a disfrutar de un verano saludable, es importante que te planifiques las comidas para poder hacer, como mínimo, 5 al día. El desayuno tiene que ser completo e incluir algún alimento rico en proteínas. Para la comida y la cena, apuesta por los alimentos de temporada, como los tomates y pepinos, nutritivos, frescos y, sobre todo, bajos en calorías. Y para los tentempiés de media mañana y media tarde, prueba con algo ligero como una fruta o un té. Si eres muy goloso y te apetece algo dulce, puedes complementar tu merienda con las Barritas Siken Diet.

En verano más que nunca, ¡cuida de tu piel!

El exceso de sudoración, una mayor exposición al sol y otros factores externos como el cloro de las piscinas pueden resecar más nuestra piel durante la temporada estival. Por eso es importante maximizar su cuidado.

La hidratación de la piel cobra vital importancia en este punto, por lo que es imprescindible cuidarla tanto por dentro como por fuera. Beber abundante agua, consumir frutas y verduras a menudo y aplicarnos una loción hidratante de forma habitual, sin duda, nos ayudará a mantener cuidada nuestra piel. Si, además, quieres mantenerla limpia y sin brillos, no te pierdas nuestros consejos de cosmética natural sobre salud y belleza natural para lucir una piel radiante y luminosa.

Mens sana in corpore sano

Aunque habremos escuchado en más de una ocasión esta famosa cita latina, que traducida significa “una mente sana en un cuerpo sano”, la verdad es que muchas veces nos dedicamos al cuidado de nuestro cuerpo y se nos olvida mimarnos por dentro.

Como el verano es temporada de vacaciones, en general nuestro estado de ánimo mejora y se reduce nuestro estrés. ¿Por qué no aprovechamos el momento para relajarnos y dejarnos llevar? Es suficiente con incorporar pequeñas rutinas a nuestro día a día, como disfrutar del desayuno sin distracciones o empezar el día con una clase de Yoga o Pilates para reconectar con uno mismo. Porque, aunque no lo sepamos, saltarnos la rutina para desconectar, nos llena de motivación y nos protege frente a enfermedades cardíacas.

Consejos relajación verano saludable

Como ves, disfrutar de un verano saludable es más fácil de lo que pensabas. Solo necesitas prestarle atención a tus rutinas diarias y ser consciente de que no hay vacaciones para nuestra salud. ¡Ahora sí! ¡Ya estás listo para empezar el verano!

Artículos Recomendados

Escrito por

Yesfarma

Nuestro equipo de especialistas en diferentes áreas de salud pone a tu alcance todo su conocimiento con el mayor rigor y profesionalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar éstas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

® 2016 Yesfarma.com