Luce unos pies bonitos

Durante el invierno hemos mantenido nuestros pies ocultos y posiblemente no les hemos prestado la atención suficiente. Es con el buen tiempo y el calzado descubierto que observamos que nuestros talones están agrietados o secos, tenemos durezas y nuestras uñas tienen un color amarillento.

El cambio de temperatura y sobretodo el calor es la causa de que aparezcan los hongos y las uñas estén quebradizas. Una muesca blanquecina-amarillenta en un costado de la uña o en el nacimiento es un signo de micosis (infección por hongos).

Existen tratamientos muy fáciles de usar y de aplicación directa a la uña, sigue al pie de la letra las recomendaciones de uso de estos tratamientos para los hongos. También te recomendamos que no esperes a que el problema desaparezca solo pues los hongos tienen la característica de que si no se tratan con rapidez pueden infectar otras uñas y en este caso tendrás que ir al médico.

Para tratar la sequedad la hidratación de los pies es fundamental. Mejorarás su apariencia y tu bienestar. Existen productos hidratantes para los pies con diferentes texturas, más ligeras o untuosas, elige la que más te convenga.
Un buen masaje con la crema hidratante escogida facilitará la penetración en la piel tratando la sequedad, las durezas y las callosidades.

Antes de la hidratación y para que el producto actúe de forma más eficaz, es conveniente retirar las asperezas siguiendo estos pasos:

  1. Sumerge tus pies en agua caliente durante 10 minutos, añade sal o aceite esencial para ablandar las asperezas.
  2. Retira las asperezas con una piedra pómez o usando una lima para pies. Hay limas suaves que se pueden usar a diario porque eliminan la capa superficial de la piel endurecida sobre todo la de los talones. Pero recuerda: ¡no cortes la piel! no sólo porque puedes herirte y las heridas en los pies son muy peligrosas (sobre todo si eres diabética), sino además porque la piel que nace de nuevo se vuelve más dura y difícil de tratar.
  3. Retira la cutícula empujándola con un palito de naranjo y repasa la zona con un cepillo mojado.
  4. Lima tus uñas en forma cuadrada sin dejar picos, para evitar la aparición de uñas incarnadas que son muy dolorosas.
  5. Aplica tu crema hidratante mediante un masaje hasta que se absorba totalmente evitando dejar crema entre los dedos.

Lava e hidrata tus pies a diario y sigue estos pasos una vez a la semana. Si tienes problemas de mal olor en los pies, no olvides aplicar un desodorante específico después de tu higiene diaria.

También te recomendamos que no andes con los pies descalzos en lugares públicos para evitar infecciones. El calzado debe estar confeccionado con materiales nobles (piel, lona…) y no con materiales que impidan la transpiración, como gomas y plásticos.

Luce unos pies bonitos y sin problemas, enséñalos con la mejor pedicura y ¡échate a andar!

Artículos Recomendados

Escrito por

Yesfarma

Nuestro equipo de especialistas en diferentes áreas de salud pone a tu alcance todo su conocimiento con el mayor rigor y profesionalidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar éstas etiquetas HTML y atributos: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

® 2018 Yesfarma.com